Por: César Madero

La sala roja de cine había hecho los preparativos para recibir a una de las más esperadas pelis del verano: Suicide Squad (Escuadrón Suicida) está centrada en los peores héroes del mundo, supervillanos contratados por el gobierno para realizar las operaciones más cruentas y ruines, evitando así que los chicos buenos de la Agencia se ensuciaran las manos. Negociados, o más bien exhortados, a reducir su condena sirviendo a la sociedad, al mismo tiempo, son extorsionados a cumplir la misión, son amenazados de muerte si no accedían al acuerdo o si decidían escapar de la operación. Ah, y también sale el Joker.

Como cada previa al estreno de un film de gran expectativa, Cinemex lleva a cabo la venta de promociones relacionadas, vasos coleccionables y la preventa de los boletos. El negocio iba en grande, hasta que un cambio de último momento de los términos de la distribuidora para traer la nueva entrega basada en DC Comics a las salas, obligó a la compañía revelar el siguiente mensaje:

Co_3UyaUAAEfgQB.jpg

Esto fue tirar todo a la basura, llevar al relleno sanitario todo el potencial desperdiciado, simplemente lanzarse hacia el vacío. La compra de los boletos ya habían sido completados por sus “invitados” y la rabia de los usuarios de las redes se desató como la peor de las tormentas.

Y era comprensible: 100,000 boletos fueron vendidos. De acuerdo a las declaraciones concedidas a los medios de comunicación por Javier Ezquerro, director de operaciones de Cinemex, en apoyo a los fans la empresa “regalará 10 pases gratis a cada uno para ver cualquiera de las pelís ofrecidas en su cartelera con vigencia al 30 de noviembre”.

Con el poder de la edición de texto, fotografías y la publicación de estados en redes; Cinemex había logrado captar la atención de todos con la recepción y la crítica más explosiva y deplorable el día jueves 4 de agosto.

IMG-20160804-WA0007

Wikipedia es una enciclopedia en línea donde la información puede ser manipulada muy fácilmente, así como se jugaron con los sentimientos de los invitados al ser engañados con la preventa de los boletos.

psss

El roce de la competencia llegó a su punto más filoso cuando se supo que Cinépolis tendría la exclusiva de la proyección para todo México.

HOMERO

“¡No lloren por mí, ya estoy muerto!” Nuevamente el uso de referencias a Los Simpsons lograba resumir en breves segundos lo que estaba pasando.

CHUMS

Las fuertes críticas no se hicieron de esperar.

PAQUITO

(,,,)

 ¿Pero Suicide Squad no es de Universal, es de Warner que no?

Así es. A partir de la crisis económica global en septiembre de 2008 y la suspensión de operaciones durante la epidemia de la gripe de influenza AH1N1 en el verano posterior en tierras aztecas, logró que la filial de Warner Brothers Pictures en México cayera en bancarrota, forzándola a dejar de ser el viento fuerte que soplaba sus galeras, que distribuían las películas estadounidenses a las salas de cine mexicanas.

Cuando Universal Pictures se enteró, se acercó a la puerta del vecino a proponer un trato a la firma estadounidense para convertirse en la compañía encargada de reestablecer la comunicación con los cines de nuestro país. Así fue que de acuerdo al plan, Universal Pictures México distribuiría las pelís de Warner a México por los tiempos venideros.

La razón de esta cancelación es…

De acuerdo a la información anteriormente dada a los medios, Javier Ezquerro comunicó que no podían dar a conocer las negociaciones por ser estas de carácter confidencial, pero reveló que los motivos de cancelar la proyección fue porque Universal había impuesto condiciones de mercado distintas a las acostumbradas, impuestas solamente para el estreno, esto reduciría la ventaja de competencia y las ganancias no eran las que esperaban en taquilla, solamente apoyando a la distribuidora y no a Cinemex.

Un peculiar roce bastante parecido existió en el año 2010, cuando también la desventaja que tenía Cinemex contra la competencia, obligó a declinar la proyección de “El Origen” o “El Incepchón, we” (Inception) según los cineastas “sabedores y cultífrikisimos”.

Pero esto no es solo un antecedente registrado para ellos, ya que Cinépolis, la competencia; en el año 2013 negó también en sus salas la proyección de “¿Qué Pasó Ayer? Parte III”, por la esperada baja de ganancias en taquilla, acuerdo que no pudieron sostener por la intransigencia del acuerdo.

La distribuidora de Escuadrón Suicida, Inception y ¿Qué Pasó Ayer? Parte III vinieron de la misma casa fílmica: Warner Brothers.

Finalmente, Cinemex espera obtener el dato de las ganancias perdidas por no proyectar la película, decidir que van a hacer con todos los productos relacionados que buscaban vender y lograr que el regalar pases gratis disipe el problema de confianza que tienen con los invitados ahora, por haber comprado con anticipación los boletos fechas antes del estreno.

¡Colados! Este es César Madero agradeciendo su lectura y no olviden seguirme en Twitter:@RaulMaderoG y sobre todo, recordar consumir su dosis rutinaria de Recién Colados para una mejor información actual.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s